OSLO.- Noruega debería permitir una mayor concentración en sus industria de piscicultura para permitir que el líder Marine Harvest crezca domésticamente, indicó un miembro del consejo.

 

Tor Olav Troim expresó que Marine Harvest, ya es el mayor piscicultor en el mundo, tiene el 25% de las concesiones noruegas para piscicultura y no puede invertir en el mercado local, forzando a la empresa a buscar el crecimiento en el extranjero.

“No podemos invertir en Noruega, debido a que ya alcanzamos el limite del 25% de concesiones que podemos administrar” dijo Olav.

Troim dijo que en Noruega, las reglas fueron hechas para un banco, una aerolínea y una empresa petrolera fuertes, pero en la industria de exportación de pescado numerosos actores estuvieron participando.

“Esto no ayuda a tener 1 000 personas vendiendo pescado internacionalmente. Pero ayuda a tener una corporación ejemplar que pueda actuar,” manifestó Troim.

Marine Harvest tiene operaciones de pesca y procesamiento en Europa, Norteamérica, Asia y Australia.

Fuente: Reuters