Dos expertos en biotecnología de la Universidad de las Filipinas (UP) han tenido éxito en una batalla con la bacteria luminosa que causa grandes perdidas a los criadores de camarón.

Dr. Jesse D. Ronquillo del National Institute of Molecular Biology and Biotechnology y el Prof. Valeriano L. Corre, Jr. del Institute of Aqualculture (IA), College of Fisheries and Ocean Sciences del University of the Philippines en Visayas (UPV), dijeron que su investigación muestra que el uso de la tecnología del “agua verde” elimina las bacterias que causan altas mortalidades en las zonas de cultivo de camarones.

La investigación sobre el problema se inicio en 1999, pero la tecnología fue perfeccionada en los últimos tres años.

Ronquillo y Corre informaron que el proyecto tiene como objetivo el prevenir y controlar los brotes de enfermedades acuícolas como la amenaza del vibrio o bacteria luminosa, el cual broto en 1993 y extermino los camarones en las granjas de Visayas.

La cloración ha venido siendo usado por un largo tiempo para reducir los patógenos en el agua, pero el impacto fue corto debido al rápido repoblamiento del agua de mar que se da después de la decloración.

Otro método fue el uso de vacunas y antibióticos, pero no se cuentan con vacunas para eliminar la mayoría de enfermedades del camarón. Además, el uso de antibióticos se suspendió debido a que ellos tienen efectos colaterales sobre el consumidor.

Las modificaciones en las técnicas de gestión fueron sugeridas como una solución al problema generado por la bacteria luminosa, pero el método de cultivo semi-intensivo y el uso de estanques modulares probaron ser caros y laboriosos.

Desde la culminación del proyecto en el año 2002, la producción de camarón se ha incrementado.

La nueva tecnología usa agua verde para el cultivo de camarones. Esta es una técnica que depende del agua enriquecido en fitoplancton. En este sistema, la tilapia salina se propaga en jaulas de peces para producir agua verde, la que controla el crecimiento de la bacteria luminosa.

La tecnología de agua verdes es la solución mas funcional, explicaron Ronquillo y Corre.

A través de esta técnica, el crecimiento del patógeno puede ser inhibido, la calidad del agua puede ser mejorada y el sistema inmune de las especies de cultivo puede ser estimulado. El uso de agentes de biocontrol como los microorganismos vivos, junto a un método biológico, cuesta mucho menos.

La propagación de la tecnología de agua verde es financiada por Bureau of Agricultural Research (BAR) a través de su programa de investigación y desarrollo en biotecnología.

Fuente: Manila Bulletin