LIMA (Andina).- El Ministerio de la Producción indicó hoy que trabajará en el sector pesquero para evitar una eventual concentración en la propiedad tanto de fábricas de harina y aceite de anchoveta como de armadores pesqueros.

“Creo que tenemos que trabajar en cómo limitar la concentración tanto en los armadores pesqueros como en las plantas procesadoras de anchoveta”, afirmó la ministra de la Producción, Elena Conterno.

Subrayó que cuando hay competencia en el mercado todos los sectores se desarrollan mejor.

En la víspera, la Asociación de Armadores Pesqueros del Perú (AAPP) advirtió que la implementación de la Ley de Límites Máximos de Captura por Embarcación (LMCE) podría hacer quebrar a las pequeñas y medianas fábricas de harina y aceite de pescado, dejando sin competencia a las grandes industrias.

“Lo concreto es que en Perú hay 110 plantas procesadoras de harina y aceite de pescado, y probablemente éstas pertenecen a 40 industriales”, indicó la ministra.

Aclaró que en el sector pesquero no existen pequeños industriales que procesen anchoveta, y mucho menos que se vean afectados con la puesta en marcha de la mencionada norma.

“En este sector no hay pequeños industriales porque la pequeña industria tiene ventas anuales de aproximadamente un millón 700 mil dólares. Todos los industriales de procesamiento de anchoveta en cambio venden mucho más que eso”, manifestó a la agencia Andina.

Destacó que el reordenamiento del sistema de captura de la anchoveta ha permitido que ahora los armadores pesqueros tengan mayor margen para negociar el precio de ese insumo, el cual se ha incrementado hasta en 50 por ciento.

“Antes llegaba la flota y los pescadores tenían que venderlo a cualquier precio para que no se les malograra la carga y el poder de negociación estaba en la planta”, refirió.

A partir de abril, cuando se inició la implementación de la norma, este poder se ha redistribuido a favor de los armadores pesqueros, comentó Conterno.

No obstante, aclaró que el incremento considerable en el precio del insumo pesquero es transitorio y en las próximas semanas habría un ajuste a la baja como consecuencia de la oferta y la demanda.

“Creemos que los precios de la anchoveta para procesamiento se reducirán, pero sin duda las fábricas pagarán más que antes”, subrayó luego de exponer los avances y logros del Ministerio de la Producción ante la Cámara de Comercio Americana de Perú (Amcham Perú).

Señaló que este proceso transitorio es normal porque acaba de iniciarse la implementación de la LMCE, pero hay que tener en claro que los ganadores son los armadores que pertenecen sobre todo a la flota de madera, que en un inicio no veían a la reforma con buenos ojos pero que ahora se dan cuenta que les beneficia.

Finalmente, la ministra remarcó que probablemente en los próximos días algunas plantas de procesamiento de harina y aceite de pescado optarán por comprar flotas e, incluso, se podría dar el caso de flotas que adquieran estas plantas.