Los mejillones escoceses producidas por el Scottish Shellfish Marketing Group se han convertido en los primeros mejillones de cultivo en el mundo en alcanzar la certificación Marine Stewardship Council (MSC) como un recurso sustentable y bien gestionado.

Y como parte de un programa integrado de certificación independiente que cumple con los requerimientos de sus clientes, Scottish Shellfish esta cerca de certificar sus granjas de mejillón en la costa oeste y el Shetland con la prestigiosa certificación Friends of the Sea (FoS).

Esta es la primera vez que un producto acuático de cultivo ha ingresado en el proceso de evaluación de MSC, firmando las credenciales de sustentabilidad y ambiental del mejillón producido por Scotish Shellfish, el mismo que es procesado en Bellshill, Lanarkshire.

Los mejillones obtuvieron la luz verde para las evaluaciones de certificación de MSC y FoS, debido a su única técnica de cultivo usada, donde la larva o semilla naturalmente se asienta sobre cuerdas suspendidas de boyas.

Fuente: Fish Up Date