Caracas. El Plan Integral de Desarrollo Agrícola 2007-2008 prevé la generación de políticas y programas de apoyo financiero orientados a financiar proyectos, que estarían beneficiando de manera directa a unos 2 mil 150 pescadores y unos 470 piscicultores.

 

Según las cifras oficiales, a lo largo del año pasado se atendieron 174 acuicultores en el país, en tanto que para este año se estima incorporar a 300 personas, lo cual implicaría un incremento del 72%.

Igualmente, la estrategia plantea establecer 933 hectáreas de piscicultura, las cuales aportarían unas 5 mil 598 toneladas para el 2007, hecho éste que representaría un aumento de 30% en comparación con el 2006.

En lo que corresponde a la dotación de maquinaria y equipos, se estima que los pescadores tendrán acceso a 2 mil 59 motores, mil 617 artes de pesca, mil 263 embarcaciones y 156 transportes para atender las necesidades de unos 2 mil 150 pescadores artesanales.

Estas metas trazadas por el Gobierno nacional cobran mayor importancia si se considera que estadísticas elaboradas por distintos entes especializados del país han reflejado un incremento progresivo en la ingesta de proteínas por parte de los venezolanos, especialmente en los sectores de menores recursos.

En este sentido, la viceministra de Circuitos Agroproductivos, Tatiana Pugh, dijo recientemente en un programa transmitido por Venezolana de Televisión (VTV) que el Plan Integral de Desarrollo Agrícola 2007-2008 tiene un carácter incluyente, haciendo énfasis en productores del campo que tradicionalmente habían permanecido excluidos.