VILAGARCÍA de AROUSA (Diario de Arousa).- Una tesis doctoral permitió caracterizar cuatro nuevos genes de la almeja fina relacionados con la respuesta que este producto da a diferentes patógenos, como es el caso de virus y bacterias. Este reciente estudio permitirá crear estirpes más resistentes en el futuro. 

María Prado es la autora de esta investigación que realizó en el Consejo Superior de Investigaciones Científicas. Licenciada en Ciencias del Mar, la autora defendió el estudio en junio en la Universidad de Compostela y obtuvo la calificación de sobresaliente “cum laude”.

La tesis, de carácter pionero, caracteriza los genes que están implicados en la respuesta inmune del molusco y en un futuro permitirá crear estirpes más resistentes para seleccionar mejores reproductores.

Su autora indica a este respecto que “hemos descrito por primera vez los genes del complemento en bivalvos. Estas moléculas, por ejemplo, se unen al patógeno para que las células que se encargan de su eliminación y destrucción lo reconozcan”. Además, Prado añade que “la caracterización de genes del complemento y la descripción de este sistema en almeja es importante porque se trata de un mecanismo de defensa complejo y muy eficaz que hasta hace poco se creía restringido únicamente a vertebrados”.

Como resultado del trabajo realizado se caracterizaron dos nuevos mecanismos de defensa en la almeja fina: La producción de radicales de oxígeno y la existencia de un sistema de complemento. En este sentido, el director de la tesis, Antonio Figueras, indica que “con esta investigación profundizamos en el estudio de la respuesta a patógenos en una especie de elevado valor comercial para Galicia y España como es la almeja fina. Esto permitirá iniciar programas de selección para mejorar la producción”.

Hay que indicar que el cultivo de la almeja fina en Galicia representa el 0,5% del total del molusco, pero tiene un alto valor económico.