(20 Minutos). El petróleo contará en un año con un sustituto verde que no solo no contamina, sino que limpia la atmósfera, según sus  creadores, la empresa alicantina Bio Fuel System (BFS).

 

Esta nueva fuente de energía, bautizada como biopetróleo, se obtiene de algas y aceites vegetales a los que se aplica un sistema convertidor de energía, y se comporta como un eficaz carburante para vehículos.

Además, según BFS puede llegar a generar electricidad.

Es limpio, y limpia

Pero su principal ventaja respecto a sus competidores es que no aumenta las emisiones de  dióxido de carbono (CO2), sino que "se nutre" de ellas y las reduce, y no aporta dióxido de azufre (SO2).

BFS, con capital 100% español, estima que con este sistema se pueden producir hasta 958 millones de barriles al día utilizando pequeñas superficies.

El biopetróleo, cuyo seguimiento realiza la Universidad de Alicante, podría llegar a las gasolineras en unos doce meses.

Fuente: http://www.20minutos.es