Finlandia.- El tamaño del salmón del Atlántico que retorna es dependiente en gran medida del número de años en que el salmón permaneció en el mar antes de retornar a desovar en el río. La base genética de este rasgo no se conocía, por lo cual la gestión del impacto de la pesca es difícil. En muchas poblaciones del salmón del Atlántico, el número de años en el mar a ido disminuyendo.

Un grupo de científicos de Finlandia, Noruega y Escocia han descubierto un gen que influye muy fuertemente en la variación en la edad para la madurez, y por consiguiente, en el tamaño del salmón. Los resultados científicos han sido publicados en la revista Nature.

El gen, VGLL3, regula la acumulación de grasa en el cuerpo, lo cual es crítico para determinar el momento de la maduración. Sorprendentemente, este mismo gen esta envuelto en la regulación del momento de la pubertad en los humanos.

Los resultados de esta investigación tendrán profundas implicaciones para la gestión y protección de las poblaciones de salmones silvestres. El resultado también podría ayudar en la investigación del momento de la pubertad en los humanos, y los problemas de salud relacionados con el inicio temprano o tarde de la pubertad, señala Craig Primmer, profesor de la University of Truku (Finlandia).

La mayor permanencia de los salmones machos y hembras en el mar, cuanto más grandes son antes del desove más descendencia tendrá. Sin embargo, esto también incrementa el riesgo de que el salmón muera antes de ser capaz de reproducirse.

“El resultado óptimo para resolver este dilema es diferentes para los machos y hembras. El salmón machos se beneficia de una madurez más precoz y cuando tienen un menor tamaño, mientras que las hembras ganan de una madurez a más edad y con mayor tamaño” indicó el Dr. Tutku Aykanat uno de los líderes del estudio.

Este conflicto entre los sexos es resuelto si el mismo gen regula la edad de la madurez óptima, es decir, para los diferentes sexos. Aunque este fenómeno juega un papel importante en los modelos teóricos de la evolución, este tipo de control genético nunca había sido observado en la vida real. Los científicos encontraron este tipo de control en el salmón del Atlántico.

“Nuestros resultados pueden ser utilizados en la gestión y protección de las poblaciones del salmón. El 'gen del salmón grande' podría ser usado para reintroducir individuos más propensos a madurar más tarde en las poblaciones donde los salmones grandes alguna vez estuvieron presentes” dijo el profesor Jaakko Erkinaro del Natural Resources Institute Finland.

Referencia:
Nicola J. Barson et al. Sex-dependent dominance at a single locus maintains variation in age at maturity in salmon, Nature (2015). DOI: 10.1038/nature16062
http://www.nature.com/nature/journal/vaop/ncurrent/full/nature16062.html