Noruega.- Es bien conocido que las hormonas sexuales femeninas (estrógenos) que terminan en los ríos y lagos, principalmente a través del vertimiento de las alcantarillas y la ganadería, constituyen una amenaza para el ambiente. Algunas toxinas ambientales también pueden tener algún impacto sobre los estrógenos.

Una ejemplo de estas sustancias son los productos de degradación (metabolitos) del contaminante PCB. El proyecto de investigación doctoral de Marte Braathen ha desarrollado métodos para monitorear las respuestas biológicas (biomarcadores) en los peces para la contaminación resultantes de toxinas presentes en los ríos y lagos africanos.

Las toxinas ambientales, que tienen un efecto similar a los estrógenos, pueden conducir a un desequilibrio hormonal en los animales expuestos a ellos. Además de imitar el efecto de las hormonas,  también se ha demostrado que el estrógeno y los metabolitos de PCB reducen la resistencia de los organismos a otras clases de contaminantes.

Cuando desarrollo los métodos para monitorear las respuestas biológicas (biomarcadores) a la contaminación en ríos y lagos en África, Marte Braathen estudio el bagre de dientes afilados africano y también las células de hígado del salmón del Atlántico. La investigación fue realizada en Sudáfrica, Tanzania y Noruega. Debido a que las toxinas frecuentemente terminan en los ríos y lagos, los peces son objeto de estudio cuando se trata de monitorear el ambiente.

Mientras que la química analiza sustancias especificas, los biomarcadores descubren los efectos biológicos resultantes de las sustancias en el ambiente, las mismas que a su ves pueden incluir grupos de sustancias con características especificas. Los biomarcadores también pueden ser más barato y menos dependientes de personal especializado que los tradicionales análisis químicos. Por estas razones, los biomarcadores son adecuados para se usados en los países en desarrollo.

Los métodos que fueron desarrollados usando el bagre de dientes afilados africano luego fueron probados en peces silvestres en cuatro diferentes sistemas de agua dulce en las cercanías de Morogoro, Tanzania.

Marte Braathen defendió su investigación doctoral en la Norwegian School of Veterinary Science el 17 de febrero con una tesis titulada: “Fish biomarkers for environmental pollution monitoring: evaluation and application in tropical and temperature aquatic systems”.