Noruega.- El salmón requiere en general menos alimento, pero el contenido de proteína del alimento debe ser mantenido en un nivel alto durante todo su ciclo de vida. Las legumbres, por consiguiente, son ingredientes apropiados para las dietas de los peces. Ellas están fácilmente disponibles en todo el mercado mundial y a precios razonables. Pero ellas contienen una serie de sustancias antinutricionales que son ajenas a los salmones y podrían tener efectos negativos sobre el crecimiento y salud del salmón. La investigación doctoral de Elvis Chikwati ha incrementado nuestro conocimiento sobre como los ingredientes en la dieta influyen en el funcionamiento intestinal y la salud, lo que hará que sea más fácil aumentar la producción de salmón, mientras que al mismo tiempo se mantiene una buena salud intestinal.

Cuando Chikwati empezó a trabajar en su tesis doctoral, se conocía que los productos de soja dan como resultados la enteritis en el salmón. Chikwati se dispuso a averiguar más acerca de los mecanismos que causan los efectos que tienen las materias primas de las legumbres sobre el funcionamiento de los intestinos y sobre el papel de algunos agentes antinutricionales en la enteritis. Su objetivo general fue facilitar el uso de tales ingredientes en las dietas de los peces, y se propuso encontrar respuesta a tres preguntas:

¿Qué es lo primero que pasa en los intestinos del salmón cuando se les da una dieta que contiene soja?

La respuesta es que después de cambiar a un pienso con soja, las formas de funcionamiento de los intestinos cambia muy rápidamente. El primer cambio que ocurrió durante los primeros dos días fue que los peces comían menos, probablemente porque no les “gustaba” el nuevo alimento. Pero después de cinco días, la enteritis podía ser visto con claridad en el microscopio.

Al mismo tiempo, la actividad  que envuelve las enzimas del páncreas en el intestino posterior se incremento, tal vez porque el intestino distal, donde surge la inflamación, no puede gestionar la digestión y reabsorción de estas enzimas. Esta hipótesis concuerda con una actividad mucho más baja de las enzimas en la superficie de las células en el intestino distal, enzimas que facilitan la última etapa en la digestión de, por ejemplo, proteínas y carbohidratos.

¿Con qué rapidez la mucosa intestinal se renueva en el salmón  y este proceso es afectado por la temperatura y por la soja en la dieta?

La respuesta que es la maduración de las células intestinales, que ocurre mientras que ellas se desvían de su “lugar de origen”en los pliegues de los intestinos y hasta la parte superior, es mucho más lento en el salmón (de sangre fría) que en los animales de sangre caliente. La renovación de las células intestinales sólo requiere de pocos días en los mamíferos, pero toma varias semanas en el salmón. Además, el proceso fue más lento cuando el agua alrededor del salmón fue de 8 oC, en vez de 12 oC.

La maduración de las células intestinales se retrasó en los peces a los cuales se les dio soja e su dieta. Las células nunca alcanzaron la madurez total. Ellos también hallaron encontraron su camino más rápidamente en la parte superior y aparecieron divididos, no sólo en los pliegues de los intestinos, sino también a lo largo de toda la longitud del pliegue intestinal.

¿Cómo ciertas sustancias antinutricionales de la soja afectan el desarrollo de inflamación y el funcionamiento de los intestinos?

La respuesta es que la saponia de la soja, cuando se da junto con los guisantes, da como resultado la misma reacción inflamatoria, como cuando la soja se da sola. Esto significa que la saponina es la causa de la inflamación, ya sea por si sola o en combinación con otros componentes que se encuentran en las legumbres.

Cuando se dio saponinas a los peces, junto con habas, harina de girasol, rape y harina de gluten de maíz, ellas no causaron inflamación, pero tendieron a reducir la utilización de los nutrientes en la dietas por parte de los peces. Los estudios de Chikwati mostraron que otros agentes antinutricionales de la soja, por ejemplo la lectina y el inhibidor de la tripsina, también afectan el funcionamiento de los intestinos y los efectos de estas sustancias son diferentes cuando se administran solos, que cuando se mezclan juntos.

La investigación de Chikwati ha incrementado nuestro conocimiento de la fisiología de los intestinos del salmón y la forma en como se adaptan a nuevos ingredientes en las dietas. Esto también nos dan luces sobre como se desarrolla la enteritis inducida por la dieta y como sustancias antinutricionales especificas afectan el funcionamiento y la salud de los intestinos. Esto conocimiento nos ayudará a alcanzar nuestro objetivo de incrementar la producción de salmón, mientras que al mismo tiempo se cuida la buena salud intestinal.

Elvis Chikwati defendió su tesis doctoral titulada: “Diet-induced physiological and pathophysiological responses in the intestine of Atlantic salmon (Salmo salar L.) - effects of plant protein ingredients and anti-nutritional factors” en la Norwegian School of Veterinary Science (NVH).

Contacto:
Elvis Chikwati
Mobile: +47 91309567
Email: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.