EEUU.- Científicos argumentan que la acuicultura esta creciendo de la forma incorrecta, debido a que estamos criando carnívoros, como el salmón; en vez de cultivar especies que no requieran de piensos como los vegetales y los bivalvos.

El artículo de opinión publicado en The Solutions Journal, los científicos de la New York University, destaca que si la acuicultura crece de la forma correcta, podría sostener el crecimiento de la población en el planeta, además de reducir la sobrepesca. “Pero si queremos evitar repetir los mismos errores, necesitamos hacer cambios ahora, incluido cambiar nuestras dietas para incluir más vegetales y menos animales, y comer más bivalvos (ostras, mejillones y almejas) en vez de pescados, camarones y pulpos” destacan los científicos.

Ellos indican que para una evaluación amplia de la acuicultura se debe considerar el amplio rango de impactos ecológicos, sociales y de bienestar animal de la industria. “Si estos problemas son tomados en consideración, tomaremos decisiones diferentes sobre si o no domesticar”.

La domesticación es “un proceso largo e interminable que esta en su infancia para la mayoría de los peces de cultivo”, La sociedad necesita tomar ventaja de esto para considerar seriamente un amplio rango de criterios para la acuicultura, manifestaron los científicos.

Ecología

“Las preocupaciones ecológicas asociadas con la acuicultura intensiva han recibido la mayor cantidad de investigación y escrutinio” dijeron. Ellos resaltan la necesidad de la acuicultura de aprovechar peces silvestres para alimentar a los animales en cultivo.

Ellos citan que la industria acuícola ha tratado de reducir la cantidad de pescado silvestre en los piensos, pero el problema aún no se ha resuelto.

“Los científicos han recomendado que la acuicultura se concentre en especies de menor nivel en la cadena alimentaria, que requieren de poco o ningún alimento (carpas de agua dulce, bivalvos, plantas acuáticas) por más de 35 años, y hay un amplio consenso científico de que la acuicultura, entre otras cosas, puede reducir su dependencia en las capturas pesqueras para la alimentación” dijeron los científicos.

Seguridad alimentaria

Además de los impactos ecológicos, la acuicultura también incrementa las preocupaciones sociales con respecto a los problemas de salud pública debido a la resistencia antimicrobiana, hasta los derechos humanos debido al trabajo forzado, particularmente en los países en desarrollo, dijeron los científico.

“La acuicultura frecuentemente es mencionada como una solución a la inseguridad alimentaria, lo cual es usada como una justificación para el continuo crecimiento e intensificación en el sector. Sin embargo, el efecto neto de la acuicultura en la seguridad alimentaria no es claro” manifestaron.

¿La solución?

Según los científicos las prácticas actuales de crianza industrial animal ha sido diseñados para maximizar los beneficios económicos, con costos significativos para el ambiente, la seguridad alimentaria y el bienestar animal. “La industria acuícola tiene muchos de los mismos riesgos que la producción animal terrestre, sin embargo, debido a que esta industria esta en sus primeros días, los humanos tienen la oportunidad de hacer la diferencia” destacaron.

“Basados en los criterios que discutimos aquí, ¿cuál es el grupo de especies ideal? Bastante simple: las especies vegetales. Asumiendo, sin embargo, que insistimos en el cultivo de animales acuáticos, la respuesta sería las especies que son las más parecidas a las plantas. Este es un grupo de especies que no quiere de piensos, no requiere de transformación del hábitat, no contribuye a la contaminación, y tiene poco potencial invasor” dijeron los científicos.

Referencia (libre):
Jennifer Jacquet, Jeff Sebo, Max Elder, Seafood in the Future: Bivalves Are Better, The Solutions Journal, Volume 8, Issue 1, January 2017, Pages 27-32 https://www.thesolutionsjournal.com/article/seafood-future-bivalves-better/