BUENOS AIRES, Argentina (Telam).- El ministro de Agricultura,  Norberto Yauhar, confirmó el ingreso de langostino argentino congelado en tierra al mercado comercial brasileño.

El anuncio se concretó luego de una reunión que mantuvo con el ministro de Pesca y Acuicultura de Brasil, Marcelo Crivella.

"Es una muy buena noticia para el sector pesquero tanto en materia económica como laboral", afirmó Yauhar.
En el marco de la primera reunión con el ministro Crivella desde que inició su gestión, Yauhar destacó que el encuentro se dividió en dos aspectos.

Por un lado, formalizar una relación más estrecha en materia de política pesquera entre ambos países: "Tiene que ver con un intercambio constante de información, desarrollo tecnológico, piscicultura y transferencia de experiencia en pesca marítima", remarcó.

En este aspecto, el ministro de Brasil destacó la experiencia de Argentina en cuanto al sistema de fiscalización y monitoreo on line que posee nuestro país.

La segunda parte de la reunión estuvo enfocada a la cuestión  comercial, donde se confirmó la firma por parte del ministro Crivella del oficio por el cual se autoriza el ingreso de langostino argentino congelado en tierra al mercado comercial brasilero.

"Lo importante de esta reunión, y que se enlaza con la reunión con el ministro de Agricultura (brasileño), Mendes Ribeiro Filho, cuyo ministerio marca la política fitosanitaria en materia de ingresos pesqueros", dijo Yauhar.
"Hubo concordancia en el diálogo entre los distintos ministros sobre la necesidad de trabajar en una lista de precios de referencia sobre los cuales se podrán realizar las operaciones comerciales", agregó Yauhar.

Asimismo, el ministro enfatizó la importancia de la reapertura de un mercado que puede traducirse, en una primera etapa, en la exportación de varios miles de toneladas de langostinos para el transcurso de este año.

"Las expectativas futuras respecto a los volúmenes de exportación son auspiciosas dado que nuestro langostino es un producto gourmet de calidad premium que no compite con el camarón de cultivo del mercado brasileño, y que por lo tanto tiene un valor superior en cuanto a su precio de comercialización", señaló Yauhar.

Por último, el ministro enfatizó que "para nuestro país además significa que por tratarse de langostino congelado en tierra la aplicación de mucha mano de obra en plantas de tierra. Esto potencia la cantidad de puestos de trabajo en dichas plantas y asegura un mercado con continuidad".

Yauhar estuvo acompañado por el subsecretario de Coordinación Política, Gustavo Álvarez, y el de Pesca, Miguel Bustamante; el embajador argentino en Brasil, Luis María Kreckler; y el Consejero Agrícola, Fernando Urbani.