Estocolmo, Suecia (AFP).- Empresas suecas exportaron ilegalmente salmón del contaminado mar Báltico a otros países europeos, revelaron el miércoles medios del país escandinavo.


La Unión Europea (UE) prohíbe desde 2002 la exportación de salmón sueco del Báltico debido a su alto nivel de dioxinas, una sustancia que puede provocar cáncer y dañar el sistema reproductivo.

Pero dos compañías fueron denunciadas por haber ignorado esa veda, colocando centenares de toneladas en Francia y Dinamarca, desde donde fueron reexportadas a otros países europeos, apuntan los informes.

Una firma francesa, Pêcheries Nordiques, confirmó a la AFP haber importado 103 toneladas de ese salmón en 2011 y 2012, antes de percatarse del problema.

"Nadie puede decir que [la importación] sea algo ilegal. Los análisis nos han permitido detectar el problema", alegó François Agussol, director general de la firma.

El producto puede ser comercializado en Suecia, Finlandia y Letonia, donde los habitantes están sensibilizados a los problemas de contaminación del mar y saben que deben limitar su consumo.

El gobierno sueco desaconseja además que las mujeres embarazadas y los niños coman ese tipo de salmón más de tres veces por año.

El caso es más grave que de los fraudes recientemente descubiertos en Europa de introducción de carne equina en productos congelados.

"En comparación con el escándalo de la carne de caballo, este pescado tiene serios efectos a largo plazo en la salud", afirmó Pontus Elvingsson, un inspector de la Agencia Sueca de Alimentos, citado por la televisión SVT.