Tasmania, Australia.- El abalón es uno de los mariscos más caros en el mundo y en China, los clientes llegan a pagar $100 por la carne de abalón. Dos emprendedores australianos están interesados en incursionar en el mercado chino del abalón seco, producto que alcanza precios aun más altos que el producto vivo.

Las exportaciones de Tasmania más de 1500 toneladas de abalón vivo cada año y una buena proporción por dos buzos, Stuart Anning y Byron Ransom, informó el medio ABC. Durante un buen día de trabajo, los buzos pueden capturar cerca de 600 kilogramos de abalón.

Abalón seco es un mercado emergente

Los emprendedores James Polanowski y Mike Vecchione decidieron establecer sus operaciones de secado en Hobart, en un intento de tomar ventaja de la demanda china. Ellos empezaron a producir un producto seco que denominaron “candy abalone” en la fabrica de Hobart.

La oportunidad nació después de la tragedia del tsunami japonés 2011. La industria del abalón japonés fue devastada, y con ella su lucrativa tradición de 600 años de seca de mariscos.

El abalón no esta literalmente acaramelada, pero tiene un sabor ligeramente dulce y los clientes chinos están pagando hasta $1400 por kilogramo.

“No buscamos sólo abalón seco. Debemos ver la forma, color y los más importante, estamos buscando el centro. Esto se llama corazón de caramelo y si no obtiene la forma de corazón, el producto no es un producto final de alta calidad, Sólo es un abalón seco. El corazón de caramelo demanda un precio más alto y lo que realmente impulsa a los chinos a comer abalones secos” dijo Vecchione.