EEUU.- La actual escasez de agar se debe al inestable abastecimiento de Gelidium proveniente de Marruecos. El gobierno de Marruecos ha reducido las cosechas anuales a alrededor de 6000 toneladas, y ha limitado las exportaciones del alga a alrededor de 1200 toneladas, aunque los cambios fueron impuestos en el año 2010, recién el año pasado el país fortaleció esos límites comerciales.

Según un informe publicado en la revista Nature, la producción de agar esta experimentado una caída global. “No hay suficiente algas para todos, así que básicamente hemos reducido nuestra producción” dijo Pedro Sanchez, director de Industrias Roko en el Polígono de Silvota (España) a Nature.

“La escasez puede deberse al fortalecimiento de las restricciones comerciales sobre las macroalgas, el incremento de las preocupaciones ambientales de que las alga vienen siendo sobreexplotadas. Aun no es claro como esto afectará a los científicos, pero ya impulso los precios al por mayor del agar en alrededor de US$35-45/kg, cerca del triple del precio antes de que inicie la escasez” indica el informe.

El mayor proveedor, Thermo Fisher Scientific (Massachusetts – EEUU) dijo que ha dejado de vender sus productos de agar hasta el 2016. La empresa informa que cerca de 200 de sus clientes vienen siendo afectados.

Preciado material

Formado por largas cadenas de moléculas de azúcar, el agar es apreciado por los microbiólogos por su capacidad para formar geles duros cuando se mezcla con agua y nutrientes para el crecimiento. Cuando una solución de bacterias es diseminada en una placa de agar, células individuales crecen en distintas colonias, permitiendo a los científicos aislar cada cepa diferentes.

Fuentes de Gelidium

Las fuentes geográfica de Gelidium han cambiado en las últimas décadas. Antes de la Segunda Guerra Mundial, Japón fue el rey; Portugal también fue alguna vez el proveedor líder. En la actualidad, la mayor parte del agar que se comercializa en el mundo deriva del Gelidium que crece en Marruecos, con España en segundo lugar. Portugal, Francia, México, Chile, Sudáfrica, Japón y Corea del Sur también contribuyen con pequeñas cantidades.

Referencia (abierto):
Ewen Callaway. Lab staple agar hit by seaweed shortage. Nature 528, 171–172 (10 December 2015) doi:10.1038/528171a
http://www.nature.com/news/lab-staple-agar-hit-by-seaweed-shortage-1.18970