Hermosillo, México.- Con el propósito de promover los avances de investigación en el campo de la camaronicultura que se realizan en el Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD), Rogerio Sotelo Mundo, profesor investigador de esta institución, viajó a Fortaleza, Brasil, para representar al Centro en la Feria Nacional del Camarón y de Acuacultura Latinoamericana y del Caribe 2015 (FENACAM & LACQUA 2015).

Esta convención, organizada por la Sociedad Mundial de Acuacultura (World Aquaculture Society), reunió a integrantes del sector académico y productivo de diferentes países que se dedican a la investigación y producción de alimentos, medicamentos y productos para esta industria, quienes presentaron avances técnicos y comerciales en la acuicultura y maricultura.
 
En este encuentro, Sotelo Mundo presentó los resultados de secuenciación masiva realizados en el CIAD para entender los genes del camarón y de la bacteria asociada con el síndrome de mortalidad atípica que afecta a esta especie.
 
Respecto a lo anterior, el científico señaló que el nivel de investigación en transcriptómica y metagenómica que se realiza en el Centro es de un alto grado, ya que en la Feria solo se presentaron otras dos exposiciones relacionadas con estas tecnologías de punta, una por la Universidad Federal de Santa Catarina (Brasil) y otra por la Universidad de Caen (Francia).
 
Un enfoque holístico y sustentable

El proyecto de investigación sobre biotecnología aplicada contra el síndrome de mortalidad atípica fue financiado por el Instituto Nacional de Pesca (Inapesca) y contó con la colaboración del Instituto Nacional de Medicina Genómica y del Instituto de Biotecnología de la Universidad Nacional Autónoma de México.
 
De acuerdo al investigador, estas investigaciones tienen gran relevancia, ya que actualmente las empresas productoras de probióticos y aditivos para camaronicultura validan sus productos utilizando metagenómica. Esta es un área de gran interés y aplicación que en el futuro cercano producirá beneficios para este sector.
 
En el contexto de la producción de camarón en el estado de Sonora, el investigador explicó que el principal reto que enfrenta esta industria es encontrar un enfoque holístico y en equilibrio con el medio ambiente que pueda contrarrestar la rápida evolución que existe en los patógenos, infecciones virales y bacterianas que afectan a este crustáceo.
 
“Conocer la microbiota de organismos sanos y del medio ambiente natural del camarón permitirá buscar componentes de su dieta que favorezcan una apropiada flora intestinal. Es un concepto simple pero de difícil implementación que requiere trabajo interdisciplinario, además de transdisciplinario, para educar y convencer de que el cuidado ambiental holístico es benéfico para una actividad económica importante como lo es la acuacultura”, concluyó Sotelo Mundo.