Brasil.- Los productores de camarón de Mossoró comenzaron el 2016 preocupados por su futuro, debido a la presencia del síndrome de la mancha blanca.

La enfermedad hizo que algunos productores pierdan hasta el 80% de la producción de camarón durante el año pasado. En caso no se encuentre una solución para la mancha blanca, la enfermedad podría diezmar la producción de camarón en todo el Estado.

“El virus de la mancha blanca siempre estuvo presente en los cultivos de la región, pero en los últimos año se ha fortalecido y alcanzó a los viveros con mayor densidad. He perdido un 50% de mi producción el año pasado, pero algunos productores más pequeños han llegado a perder hasta el 80%, un perjuicio enorme” contó el carcinicultor Lyon Luciano de Paiva al medio Mossoroense Online.

Además de la pérdida de los camarones, Lyon de Paiva explica que los productores vienen enfrentando problemas con la venta del producto, pues muchos compradores ofrecen precios muy bajos debido a la enfermedad. Esta realidad crea más problemas para los productores, que han empezado a despedir gente,

El presidente de la Associação Brasileira de Criadores de Camarão (ABCC), Itamar Rocha, realizó una reunión con los productores de camarón de Rio Negro, en donde se evaluó la situación, las acciones y medidas que deben ser implementadas, teniendo en consideración la reducción de la prevalencia como la mejor forma de convivencia con la mancha blanca (WSSV), así como con otras enfermedades virales y bacterianas.