Punta Arenas, Chile.- En dependencias de la Intendencia de la Región de Magallanes y la Antártica Chilena y en compañía del intendente, Jorge Flies, y los parlamentarios de la zona Carolina Goic y Juan Morano, el subsecretario de Pesca y Acuicultura, Raúl Súnico, anunció oficialmente el rechazo definitivo de 232 solicitudes de concesiones acuícolas, las que estaban ubicadas en los parques nacionales Alberto D' Agostini y Bernardo O'Higgins.

En la ocasión, la autoridad sectorial informó, además, que 19 concesiones que tienen derechos adquiridos y que se encuentran operando en el Parque D' Agostini podrán acceder a un proceso de relocalización para lo cual se trabajará en una serie de incentivos que incluirá un proyecto de Ley.

"Con esta decisión estamos dando una señal clara respecto a la protección de nuestros parques nacionales y resguardo de la biodiversidad existente en ellos. Esperamos que el sector salmonero vea en esta decisión una oportunidad para un desarrollo más sustentable de la actividad", afirmó Súnico.

El Subsecretario informó además que "existen cerca de 300 solicitudes de acuicultura en la Región de Magallanes que no afectan los parques nacionales y que muestran una diversidad de intereses relativo a la propia industria salmonera, pero también de mitílidos y macro algas, iniciativas que esperamos ir analizando y estudiando en conjunto con el Gobierno Regional con el que conformaremos una mesa de trabajo para darle desarrollo al sector con una mirada estratégica y sustentable".

Para finalizar, el Subsecretario Raúl Súnico informó que a fin de año se ingresará un proyecto de ley al Congreso que aplazará por cinco años la moratoria para el otorgamiento de nuevas concesiones acuícolas para las regiones de Los Lagos y de Aysén.

Valoración de parlamentarios

La senadora de la región y miembro de la Comisión de Pesca del Senado, Carolina Goic, valoró la medida afirmando que "destacamos la decisión de rechazar las solicitudes, lo que marca una clara diferencia con lo que se hizo en el Gobierno anterior en donde se apeló a la Contraloría. Y es una señal para la industria salmonera de que puede desarrollarse pero sin colisionar con los intereses de la región y sin afectar otras industrias como el turismo".

Por su parte, el diputado de la zona y miembro de la Comisión de Pesca de la Cámara, Juan Morano, indicó que "existe una enorme oportunidad para la Región de Magallanes y la Antártica Chilena de hacer bien las cosas y ordenar su borde costero para el desarrollo de actividades acuícolas, pero también damos una señal clara de protección de nuestros parques nacionales que son un patrimonio ambiental del país".