Valparaíso, Chile.- Como una tradición de la Escuela de Ciencias del Mar, los estudiantes de último año de la carrera de Ingeniería en Acuicultura realizaron una Gira Tecnológica cuyo eje central fue la visita a centros de cultivo y plantas de proceso relacionadas con la industria acuícola.

Al igual que en 2013, la gira se realizó entre la Isla Grande de Chiloé, sector que concentra el 60% de la ocupación en la industria salmonera en Chile y la zona rutera de Puerto Montt donde se ubican empresas de insumos relacionadas con el área.

Bajo el alero de la profesora Maria Isabel Toledo de y su ayudante, Daniel Ramirez, los estudiantes realizaron la primera parada en la empresa Cermaq, antigua Mainstream, ubicada camino a Puerto Varas y que posee una piscicultura con sistema de recirculación, lo que significó para el grupo conocer cómo funciona este proceso a mayor escala, las maquinarias que se utilizan y los mecanismos de higiene ocupados.

El mismo día recorrieron las instalaciones de Akva Group, empresa de venta de productos dedicada principalmente a entregar soluciones técnicas completas y servicios para las operaciones acuícolas tanto en jaulas como en tierra como también visitaron Redes Nisa, especialista en limpieza de redes donde el gerente general Luis Andrade realizó una visita guiada a los estudiantes.

Andrade es ingeniero pesquero de la PUCV y tras años de experiencia es claro y enfático en afirmar que los nuevos profesionales creen que “al tener toda la información a su alcance están listos para entrar al mundo laboral, les cuesta mucho entender que eso es sólo una parte del tema. Por lo que considero que esta gira es muy importante para la Universidad (…) estas visitas hacen que los estudiantes se acerquen más a la práctica y a comprender cómo es el trabajo realmente”.

El segundo día contempló un recorrido por el centro de engorda de salmones, Invermar, para luego continuar con el centro de engorda de choritos Leoman. En ambos lugares los estudiantes tuvieron la oportunidad de subirse a las lanchas y conocer las instalaciones ubicadas mar adentro.

CONOCIENDO EL TRABAJO EN TERRENO
La gira finalizó con una visita a la empresa Badinotti, compañía con más de 90 años de experiencia en la fabricación de redes para la acuicultura, donde son líderes en la producción de redes raschel y redes con nudo.

Para cerrar la jornada y la actividad se visitó la Salmonera Chaicas, creada con el objetivo de asegurar el abastecimiento de ovas de salmón Atlántico durante todo el año y que incluye un programa genético enfocado en resistencia de las enfermedades prevalentes de la industria y mayor eficiencia en la etapa de mar.

El jefe de Control Estadístico y Operaciones de Salmones Chaicas e ingeniero pesquero de la PUCV, Gabriel Puchi, comentó que esta gira es un aporte para los estudiantes ya que les muestra la realidad.

“Los alumnos de carreras afines que están ingresando al mercado están enfocados a un tema más administrativo al parecer están recortando un poco la parte técnica. Lo que se necesita hoy en día es un profesional técnico que se maneje en las ciencias básicas y en sus aplicaciones. Por ejemplo, en todo lo que es refrigeración, hidráulica, química industrial, electricidad, electrónica, materias que están muy asociadas a este nuevo tipo de piscicultura con recirculación”.

Al respecto, la profesora María Isabel Toledo se ha encargado de continuar con la tradición. Para ella estas visitas son una manera de incentivar a los alumnos a trabajar en zonas extremas, ya que el conocimiento que se adquiere en terreno es único. Además, “es una instancia en la cual pueden aclarar las dudas que son más difíciles de explicar a través de la teoría y es una gran oportunidad para que puedan conocer a sus futuros empleadores y solicitar prácticas profesionales”.

ALUMNOS DIERON SUS TESTIMONIOS
Para Juan Venegas, alumno de la asignatura ingeniería de cultivo de peces, esta instancia le permitió ver en persona la realidad de la acuicultura y el trabajo que desarrollarán en un futuro laboral no muy lejano. Indicó que para él lo más relevante fue recorrer la piscicultura Chaicas debido a la tecnología de punta con la que cuentan.

“Creo que nos hizo abrir los ojos. Muchos hicimos nuestras prácticas en pisciculturas más clásicas, con tecnologías de hace 10 años, pero esta era diferente tanto en instrumentos como en el régimen de trabajo que empleaban, siempre es necesario estar a la vanguardia y aquí pudimos familiarizarnos con la tecnología que se está utilizando en la actualidad”.

Por otra parte, Marcelo Morales -también alumno del ramo- comentó que la única experiencia que había tenido en el rubro habían sido algunas prácticas en centros de engorda en el sur, por lo que las visitas le fueron muy satisfactorias.

“No conocía la recirculación y en este viaje le dimos mucho énfasis a este tema, también a lo que son las nuevas tecnología, a los materiales de las redes, etc., temas que sólo había visto en la teoría. Cuando uno estudia se ve todo en pequeña escala, pero en la vida real te das cuenta que no es como uno se lo imagina, las diferencias son amplias y existen instrumentos que ya están obsoletos. Creo que hay todo un cambio, un renacimiento de la acuicultura”, concluyó.