Chile.- En la Universidad Austral de Chile se llevó a cabo desde el pasado lunes 8 al miércoles 10 de diciembre, el Curso de Reconocimientos de Cnidarios, Poríferos y Equinodermos,  impulsado por el Instituto de Fomento Pesquero de Chile (IFOP) de Chile y por el Instituto del Mar del Perú (IMARPE), el cual fue financiado por el Proyecto GEF "Hacia un manejo con Enfoque Ecosistémico del Gran Ecosistema Marino de la Corriente de Humboldt" y ejecutado por académicos del Instituto de Ciencias Marinas y Limnológicas de la UACh.

La jornada de capacitación tiene como objetivo Instruir a los Observadores Científicos (OC), coordinadores de campo e investigadores que se desempeñan en el levantamiento de información, tanto en los puertos de descarga como a bordo de las embarcaciones comerciales, en técnicas de diagnóstico y reconocimiento de cnidarios (esponjas), poríferos (corales), equinodermos (estrellas de mar, erizos), y todas especies que se encuentran en profundidad.

Mediante este curso, se espera mejorar la recopilación de información estadística fidedigna de estos grupos taxonómicos vulnerables por la pesca,  de manera de avanzar en la evaluación del impacto de esta actividad comercial sobre los Ecosistemas marinos Vulnerables del El Gran Ecosistema Marino de la Corriente de Humboldt (GEMCH), identificando los componentes presentes en la captura secundaria, y validando los procedimientos y protocolos de toma de muestras.

El académico encargado del curso, Profesor Alejandro Bravo, explicó que las jornadas de especialización  se llevaron a cabo en la UACh debido a que cuenta con una variada colección de especies de profundidades, las que han sido presentadas en muestras itinerantes en la región y país.

"Lo que hacemos, es entregarles los conocimientos  y herramientas a los observadores científicos para que puedan reconocer las esponjas, corales y estrellas de mar que son capturadas en las redes de pesca, las cuales muchas veces son devueltos al océano, porque hay muy poco conocimiento de estas especies, y que son vitales para el equilibrio del ecosistema marino".
Participantes

Cristian Toledo, perteneciente al IFOP señaló que el curso ha sido relevante "porque nos ha permitido conocer especies de las que no teníamos demasiada información. Con lo aprendido podremos trabajar de mejor manera en las tareas de identificación y por ende en la conservación de ellas".

En tanto, Patricia Carvajal de IMARPE señaló la importancia de las investigaciones, ya que "que estas especies pueden vivir varios siglos, y su estudio nos entregará información muy valiosa".

Finalmente Marco Troncoso, profesional del IFOP, expresó que le parece muy interesante el trabajo que se puede realizar entre los organismos gubernamentales y la academia. "Creo que se puede lograr un beneficio mutuo, porque se pueden acrecentar las colecciones de especies para su estudio y además nos proporciona a nosotros la información necesaria para crear protocolos de observación e identificación", recalcó.