Vigo, España (Europa Press).- El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha visitado este lunes Perú, donde ha estrechado los lazos con el país andino con un convenio de colaboración en pesca y acuicultura hasta 2020, y con la creación de una representación comercial para incrementar las exportaciones de las empresas gallegas al país latinoamericano.

 

Feijóo ha firmado un memorando de entendimiento con el Ministerio de la Producción de Perú que constituirá un marco para el futuro en el ámbito de la cooperación acuícola y pesquera entre ambos territorios.

Tras una reunión con el ministro de la Producción, Piero Ghezzi Solís, el titular del Gobierno gallego ha explicado que el convenio va a posibilitar cinco años de colaboración constante en materia de pesca y de acuicultura, en materia de asistencia técnica, en materia de formación de las tripulaciones; y también con la posibilidad de adquisición de aparejos y en lo que respecta a la tecnología de los propios barcos de pesca.

Después de destacar que Perú es el quinto país en el ránking de pesca extractiva del mundo, con casi cinco millones de toneladas de captura y cuenta con 5.000 barcos, Feijóo ha abogado por aprovechar la tradición marítima, las sinergias y los intereses compartidos.

En esta línea, ha afirmado que el hecho de suscribir este convenio con una potencia pesquera mundial sitúa a Galicia como uno de los territorios que tiene "una relación más fluida" con este país.

Una relación que, según ha enfatizado, Galicia "quiere prolongar". "Una relación constante, fluida y de futuro entre Perú y Galicia desde el punto de vista de la pesca y de la agricultura", ha aseverado.

"Gran progreso"

Feijóo ha aseverado que el hecho de que el ministro de la Producción conozca la industria pesquera gallega y sus capacidades de asistencia técnica a las flotas de Perú y a toda la industria extractiva y transformadora de la pesca supone, también, un seguro para las empresas gallegas situadas en el país como Marfrío o Pescanova, y también para una parte de la flota del palangre que tiene instalada la base logística.

El responsable del Gobierno autonómico ha hecho hincapié en el "gran progreso" que ha experimentado Perú en los últimos años reflejado también en la pesca, y ha incidido en otras potencialidades que constituyen "una oportunidad de negocio" como la venta de bienes dedicados a la pesca.

También ha subryado que el acuerdo firmado pretende servir de marco para consolidar todos estos lazos y, al mismo tiempo, aprovechar las potencialidades que ofrece el contexto actual. Construir, en definitiva, "una base que permitirá implantar programas y proyectos para la captación y el intercambio de conocimiento y tecnología en los ámbitos de la pesca y la acuicultura".

"Pero también en el uso racional de los recursos marinos y el desarrollo de industrias auxiliares", ha agregado.

Así, ha señalado que son muchos los ámbitos de trabajo que se irán desarrollando a lo largo de los próximos cinco años, entre ellos la colaboración entre ambas administraciones; el fomento de la pesca, tanto artesanal como industrial, y de la acuicultura; la formación de profesionales del sector y el intercambio de conocimiento, a través de la organización de todo tipo de cursos y seminarios; la extensión de controles de calidad y el fomento de la seguridad alimentaria.

Representación comercial

Por otra parte, Feijóo, que arrancó su visita a a Perú con una reunión con el ministro de Vivienda, Construcción y Saneamiento, Milton von Hesse, y con un encuentro empresarial, se ha referido a la capacidad del país para generar inversión y ha anunciado la creación de una representación comercial permanente en Perú, para facilitar a las empresas gallegas que sigan ampliando sus capacidades de trabajo y exporten al país andino.

El titular del Ejecutivo autonómico ha manifestado su convicción de que esta nueva iniciativa será "una palanca clave" para reforzar el vínculo que ya une ambos mercados. Al tiempo, ha destacado el objetivo de que en el primer cuatrimestre esté en funcionamiento.

Para el presidente gallego, Perú ha sabido orientar sus políticas hacia la apertura de la economía y también registra un "importante crecimiento". A modo de argumento, ha aludido a los datos macroeconómicos, que revelan un crecimiento medio del PIB del 7 por ciento durante la última década.

Además de la pesca y de la acuicultura, Feijóo ha señalado que Perú cuenta con otros sectores con oportunidades, tales como el agro, alimentario, el mar, la industria, la construcción de viviendas, el saneamiento y el sector de las TIC, entre otros.

Durante su estancia en este país, el presidente gallego tuvo la oportunidad de reunirse también con empresarios gallegos y con empresarios peruanos con intereses en la economía de la comunidad.