Bangkok, Tailandia.- Expertos de cerca de 20 países y organizaciones regionales en la región Asia-Pacífico se reunieron en un taller regional para documentar y compartir prácticas exitosas en la intensificación sostenible de la acuicultura, la cual es una iniciativa regional de FAO en colaboración con la Network of Aquaculture Centers in Asia-Pacific (NACA).

 

Durante la inauguración, los participantes escucharon de la importancia crítica de la acuicultura par proveer alimento de origen animal de alta calidad a la creciente población mundial y contribuir al crecimiento de la economía azul en Asia y el Pacífico.

“Después de tres décadas de rápido desarrollo, la acuicultura se convirtió en la más importante fuente de abastecimiento de pescado para las personas en la región” dijo Hiroyuki Konuma, subdirector general y representante regional de FAO. “También es la región más importante de desarrollo acuícola en Asia-Pacífico, ahora contribuye con más del 90% de la producción acuícola global, proveyendo cerca del 60% de pescado para la alimentación de las personas de Asia-Pacífico y proveyendo más de 18 millones de empleo en las operaciones de producción primaria”.

“Como resultado del crecimiento previsible de la población, y el cambio en los hábitos alimenticios en las personas junto con el crecimiento económico, la demanda en Asia por pescado se espera que se incremente en 50-60%, con unos 30 millones de toneladas para el 2030” destacó Konuma. Se espera el crecimiento en la producción acuícola con la finalidad de satisfacer el incremento de la demanda, debido a que la pesca de captura continúa estancada, agregó el funcionario de FAO.

“Además del crecimiento de la producción de la acuicultura asiática, se tendrá que depender de las operaciones intensivas y semi-intensivas debido al incremento de la escasez de recursos naturales, debido a que el agua y el suelo esta en competencia por usuarios diferentes” indicó Konuma.

El crecimiento de la acuicultura en la región Asia-Pacífico se debe en gran parte a la intensificación, el cual ha contribuido a mejorar la eficiencia de producción y el abastecimiento global de productos pesqueros, mientras que la sostenibilidad ambiental no se tomo en serio.  Las instituciones pública y los profesionales de la acuicultura han estado haciendo esfuerzos para mejorar los beneficios ambientales y socioeconómicos mientras que se mejora la eficiencia de la producción a través de la intensificación, lo cual contribuirá a la sostenibilidad de la acuicultura intensiva o semi-intensiva.

“Muchas buenas prácticas de la intensificación sostenible de la acuicultura se han desarrollado e implementado con éxito en la región” dijo Konuma. “La documentación y difusión de las prácticas exitosas de la intensificación sostenible de la acuicultura en la región ha sido identificado como un enfoque efectivo para promover la intensificación sostenible de la acuicultura en esta región y FAO  se ha comprometido a una iniciativa regional para Asia-Pacífico, para apoyar el crecimiento sostenible de la acuicultura con la finalidad de satisfacer el incremento de demanda por pescado y el crecimiento de la económica azul en la región”.