Bruselas, Bélgica.- Entre el 22 y 23 de julio se realizó la cuarta reunión entre los Ministros a cargo de la pesca y acuicultura en África, Caribe y el Pacífico (ACP). El evento proveyó una oportunidad para que los ministros muestren los progresos hechos en la implementación del plan de acción estratégico para la pesca y acuicultura que fue adoptado en Fiji en el año 2012, y acordaron la forma para asegurar la sustentabilidad de los recursos acuáticos.

Más de 60 estados miembros de ACP están promoviendo las exportaciones de pescado y productos acuícolas a los mercados regionales e internacionales, aunque estos países proveen sólo el 3% en términos de valor de los productos pesqueros comercializados mundialmente.

Durante la culminación de la reunión, los ministros adoptaron una hoja de ruta para la implementación de un plan de acción estratégico, solicitando la movilización de recursos financieros y una cerrada colaboración con las instituciones que proveen apoyo al sector pesquero en ACP, entre ellos la UE, FAO, IFAD, UNIDO y el Banco Mundial, para asegurar la implementación efectiva.

Debido al impacto negativo del cambio climático sobre el sector pesquero, los ministros solicitaran a la comunidad internacional, acciones ambiciosas para reducir los efectos del cambio climático, durante la 21ava sesión de la Conference of the Parties (COP 21) de la United Nations Framework Convention on Climate Change (UNFCCC), que se realizará en Paris del 30 de noviembre al 11 de diciembre del 2015.

A la luz de la persistencia de la pesca ilegal, no reportada y no regulada, y la piratería, los ministros del ACP también solicitaron a la comunidad internacional cooperar de forma más cercana con los países ACP y proveer apoyo financiero y técnico para los esfuerzos que se vienen haciendo en el nivel regional e internacional, para cortar y erradicar estos dos problemas serios.

Los ministros recomendaron desarrollar la acuicultura, el desarrollo económico del sector pesquero como un medio para crear empleo, especialmente para los jóvenes y mujeres, además de preservar la biodiversidad acuática. Ellos acordaron implementar planes para el desarrollo de la acuicultura y apropiadas medidas de gestión pesquera, según los acuerdos internacionales.