Chile.- Con una inversión estimada en 55 millones de pesos, la Subsecretaría de Pesca y Acuicultura, a través del Fondo de Investigación de Pesca y Acuicultura (FIPA), desarrollará la primera guía técnica que permitirá evaluar el impacto ambiental asociado a los procesos industriales de extracción de grandes volúmenes de agua de mar; con el propósito de establecer parámetros que permitan definir y establecer medidas de mitigación, reparación y compensación en aquellos proyectos sometidos al Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental (SEIA).

La iniciativa busca fijar los requerimientos técnicos mínimos para realizar estimaciones de la pérdida larvaria de huevos y ejemplares adultos, permitiendo a los futuros proyectos industriales de gran envergadura valorizar adecuadamente sus impactos, y al Estado contar con una base científica para regular y aplicar normativas ambientales y sectoriales. Se trata de velar por el resguardo de los ecosistemas marinos y a las especies que los habitan, promoviendo una gestión más sustentable e integrada del recurso.
 
Bajo esta premisa, el subsecretario de Pesca y Acuicultura, Raúl Súnico, explicó la importancia de conocer el impacto que ejercen estos proyectos sobre el ecosistema acuático para poder dimensionar eventuales medidas de reparación, compensación o mitigación. “Los esfuerzos de Subpesca se han orientado a proteger y preservar los recursos hidrobiológicos. Este es un trabajo que involucrará a las distintas instituciones del estado con competencias sectoriales en estos ámbitos, lo que permitirá a su vez, dar un gran paso en beneficio del desarrollo económico de nuestro país con la mirada en el cuidado y conservación de los ecosistemas marinos”.
 
Aspectos ambientales
 
El año 2014, la Superintendencia del Medio Ambiente del Gobierno de Chile en su Guía de Aspectos Ambientales, entregó observaciones al arrastre de gran cantidad de organismos acuáticos debido a la continua extracción industrial de agua de mar, donde el plancton compuesto por microalgas, huevos y estados larvarios de especies hidrobiológicas pueden resultar dañados y muertos debido al estrés físico, térmico y químico generado por los sistemas de captación, señalando además,  que  esto impacta significativamente a individuos, poblaciones y comunidades hidrobiológicas, así como también los territorios que subsisten sobre la base de la extracción de dichos recursos.
 
Actualmente el proyecto se encuentra en etapa de licitación mediante la plataforma de mercado público (Licitación ID: 4728-23-LP16).