Cartagena, Colombia.-  Con el fin de consolidar la acuicultura de forma competitiva, sostenible y responsable en el país, el Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural a través de la Unidad de Planificación Rural Agropecuaria, UPRA, y la Autoridad Nacional de Acuicultura y Pesca, AUNAP, adelantan la formulación del plan nacional de ordenamiento productivo del sector de la acuicultura en concordancia con la Política Integral para el Desarrollo de la Pesca Sostenible y el Plan Nacional para el Desarrollo de la Acuicultura Sostenible en Colombia.

Como punto de partida se elaborará un mapa nacional el cual orientará a las entidades y entes territoriales en el diseño de estrategias enfocadas en el desarrollo sostenible y competitivo de la acuicultura, frente a este tema ya se han identificado y priorizado especies como: tilapia, cachama, bocachico, pirarucú, trucha arcoíris, bagre rayado, camarones.

Estas especies comerciales, fueron priorizadas dada su gran importancia en el mercado para ser el punto de partida para la construcción del mapa nacional de aptitud de la acuicultura.

La metodología de zonificación de aptitud es resultado de un proceso participativo, el cual se soportó en 13 encuentros con pescadores y acuicultores expertos del Pacífico, Caribe, Orinoquía, Amazonía y cuenca del Magdalena durante el 2015. Esta zonificación está basada en criterios económicos, sociales y ambientales para determinar dónde es mejor establecer granjas para el cultivo de organismos acuáticos.

La Dirección de Uso Eficiente del Suelo y Adecuación de Tierras de la UPRA se refirió a los avances que ha tenido el convenio "ya tenemos una primera versión del mapa que debe ser validada en campo con la gente y expertos que han trabajado este tema; la idea es poder a partir de este diálogo comprender cuáles factores han llevado al éxito y cuales han sido limitantes para su desarrollo"

Otto Polanco Rengifo, Director General de la AUNAP enfatiza en la importancia de este convenio para las condiciones de pescadores y acuicultores: "El convenio permite visibilizar la pesca y la acuicultura en nuestro país, permite que los pescadores y acuicultores sean vistos como personas que ejercen actividades económicas que generan empleo y contribuyen sustancialmente a la seguridad para un país bien alimentado."

El Caribe Colombiano es una región con gran potencial para el desarrollo de la acuicultura de camarón blanco Litopeneus vannamei y peces como la tilapia y el bocachico, por lo cual se adelantará el proceso de validación de la aptitud para precisar cuáles son las condiciones biológicas y físicas, económicas, ambientales y sociales reales para el desarrollo del sector en los departamentos de Bolivar y Atlántico.

Esta iniciativa se articula con el programa Colombia Siembra del Gobierno nacional ‘Colombia Siembra' que busca reducir las importaciones aprovechando el potencial agropecuario del país, determinando qué cultivar y dónde hacerlo, garantizando así una mejor disposición de las inversiones. Así mismo en la eventual etapa de posconflicto los pescadores, acuicultores y emprendedores del campo tendrán mayores oportunidades de utilizar eficientemente el suelo y las aguas con fines agropecuarios.

Verena Fuentes, Gerente General de Acuacultivos el Guájaro habló de la importancia que esta iniciativa tiene para los productores de la región ya que "puede orientar para que las inversiones se hagan en los sitios adecuados y haya menos proyectos que fracasen, para que los nuevos arranquen con mejor opción, aportamos a garantizar la seguridad alimentaria ya que tenemos pescados de todas las tallas para que la comunidad pueda comercializarlo y consumirlo".