Tokio, Japón.- Nippon Steel & Sumikin Engineering ha desarrollado un masivo sistema de cultivo en mar abierto que requiere significativamente menor mano de obra debido a su automatizada tecnología de alimentación.

La empresa de ingeniería planea lanzar el sistema a los gerentes conscientes en la industria pesquera, como una herramienta efectiva para aliviar la escasez de mano de obra, informó el medio Nikkei.

Un campo de prueba para el cultivo de salmón coho se localiza a 20 minutos de puerto Sakai en la prefectura de Tottori, al oeste de Japón.

La instalación de cultivo tiene una torre de acero de 18 metros de altura que se encuentra a 3 kilómetros de la costa, con jaulas para peces que se extienden hasta 150 metros desde la torre. Nippon Steel & Sumikin Engineering, en cooperación con Yumigahama Suisan Kaisha,  una empresa del grupo Nippon Suisan Kaisha con sede en Sakaiminato, vienen ejecutando el proyecto.

Un alto directivo a cargo de la promoción del negocio de acuicultura de la  Nippon Steel & Sumikin Engineering destacó que los dos tanques adjuntos a la torre almacenan piensos que son automáticamente transportados a las jaulas.

Los blowers, que envían el alimento por presión de aire, y los generadores de energía se instalan en la torre. Estos dispositivos pueden ser operados en tierra vía computadores y tabletas, dispensando la necesidad de que los productores vayan a las jaulas a alimentar. Los tanques almacenan el suficiente alimento que pueden durar de tres a siete días, dependiendo del tamaño de los peces.

En comparación con los métodos de alimentación convencionales, el sistema automatizado se espera que requiera sólo un tercio de la mano de obra.

“Piensos artificiales” con sensores son incorporados en las jaulas de los peces. Cuando los peces muerden la comida falsa, los datos recolectados cada 0.1 segundo se transmiten a los productores en tierra.

“Podemos determinar los niveles de apetito de los peces por la frecuencia en que murden” dijo Yumigahama Suisan Kaisha, presidente de Hiroshi Tsuruoka. “A continuación, ajustamos automáticamente la cantidad de alimentos de acuerdo a sus niveles de hambre para que podamos cultivar salmones de calidad con cero desperdicio” agregó el funcionario.