Australia.- Los productores de ostras en New South Wales pronto podrían trasladar sus ostras a tanques en tierra con la finalidad de protegerlas de las condiciones climáticas que amenazan el futuro de la industria.

El proyecto de investigación viene siendo ejecutado en el National Marine Science Centre en Coffs Harbour, con el objetivo de evaluar la viabilidad del crecimiento de las ostras en tanques por más de tres semanas.

Ostras de la roca en la última etapa de crecimiento vienen siendo mantenidos y alimentados en tanques.

Bajo el plan, los productores podrían sacar sus ostras de ríos y estuarios durante el proceso de cultivo, para protegerlos de inundaciones, tormentas y eventos de contaminación.

Las ostras son vulnerables a los eventos climáticos y la contaminación del agua. Los eventos de lluvias fuertes puede cerrar los estuarios por meses debido a la pobre calidad del agua.

El administrador de las operaciones de acuicultura del centro, Ken Cowden, manifestó que ellos quieren determinar si es viable remover las ostra de su ambiente natural por un largo período de tiempo.

“Sacarlos de la arena y ponerlos en tanques no es nuevo, los nuevo aquí es la longitud de tiempo que nosotros haremos esto, y el hecho de que las ostras necesitan alimentarse” dijo Cowden.

Implicaciones para la industria

Cowden dijo que las implicaciones para la industria de cultivo de ostras en todo Australia sería enorme. “Esto protegerá a los productores de los eventos climáticos adversos y elimina su dependencia sobre las condiciones ambientales” indicó el científico.