Reino Unido.- Los científicos de la University of Exeter están trabajando con un grupo de científicos para el explorar el uso de los satélites y datos meteorológicos para monitorear y pronosticar la calidad del agua que podría amenazar a las granjas de mariscos. Los resultados beneficiarán a la industria marisquera y, finalmente, a los consumidores.

El equipo ShellEye, es liderado por Plymouth Marine Laboratory e incluye a científicos y técnicos de la University of Exeter, encabezado por el Dr. Jamie Shutler. También participan del proyecto el Centre for Environment, Fisheries and Aquaculture Science (Cefas), y la Scottish Association for Marine Science (SAMS).

El equipo trabajará en estrecha colaboración con socios de la industria acuícola para entregar un nuevo servicio de anuncios de fácil manejo para los productores.

Las herramientas que pueden proveer información ambiental directamente a los productores ayudará a continuar con el cultivo acuícola seguro, productivo y sostenible, mientras que se ayuda a la industria a expandir y cumplir con las necesidades nutricionales de las poblaciones en el futuro.

El proyecto ShellEye, financiado por UK Biotechnology and Biological Science Research Council (BBSRC) y Natural Environment Research Council (NERC), ayudará a mejorar las prácticas de gestión de las granjas de mariscos.

El proyecto inicialmente se concentrará en el desarrollo de nuevas técnicas de monitoreo satelital y pronóstico de corto plazo, que luego se integrarán con el servicio de monitoreo de la calidad del agua para los floraciones algales peligrosas y eventos de contaminación específicos, especialmente para la industria acuícola de mariscos.

La calidad del agua en y alrededor de la granjas acuícolas en el Reino Unido y Europa en la actualidad es monitoreado por las agencias de gobierno, usando una serie de pruebas basados en la recolección de muestras de agua y el análisis de la carne de los alimentos de origen acuático que vienen siendo cultivados.

Incrementar las prácticas actuales de monitoreo, a través del uso de satélites y pronósticos del clima, también proveerá a los productores con una fuente de información en tiempo real, en la forma de boletines electrónicos, para ayudar a gestionar las cosechas de los mariscos. A su vez, esto podría ayudar a minimizar los potenciales riesgos para la salud y pérdidas financieras.

Si desea mantenerse actualizado con los avances de ShellEye y el nuevo servicio de boletín de calidad de agua puede registrarse en la página web de ShellEye: www.shelleye.org.