Vinchos, Perú.- Aproximadamente 150 criadores de trucha de la microcuenca Pacccha del distrito de Vinchos vienen pidiendo al Fondo Nacional de Desarrollo Pesquero (FONDEPES), la condonación de los préstamos contraídos para la construcción de piscigranjas y sembríos de alevinos.

Los piscicultores vienen realizando este pedido, debido a que perdieron sus piscigranjas a causa del aumento del caudal del río Pacccha.

Según el presidente de la Mesa Técnica de Criadores de Truchas de la Zona Norte Ayacucho, Teófilo Ataucusi Quispe, las pérdidas en infraestructura de las mismas, ascenderían a un monto de 240 mil nuevos soles,  pues de las 07 piscigranjas del valle de Pacccha, dos fueron destruidos y arrastrados completamente, cuatro sufrieron deterioros en las bocatomas y canales de conducción de agua y uno quedó inservible.
210 MIL SOLES

Las pérdidas monetarias en truchas estarían valorizadas en 210 mil nuevos soles, toda vez que las 07 asociaciones de criadores, en esta jornada de siembra de alevinos, invirtieron un promedio de 25 mil a 30 soles, que hasta la fecha ya estaban en etapa de crecimiento; es decir, se encontraban en etapa joven.

Otra información extraoficial indica que similar pérdida se dio en la comunidad de San Luis de Picha, en el valle de Vinchos, donde el caudal del Río Cachi, se llevó aproximadamente 04 piscigranjas, dañando 02 y dejando enterrado a otro. Por lo pronto los especialistas de la Municipalidad de Vinchos indicaron que todavía en todo el valle hay piscigranjas no reportadas.

LO PERDIERON TODO
“Fue muy triste y desolador ver el panorama. Cuando los piscicultores, tratando de recuperar sus inversiones, recogieron parte de las truchas para llevarlos de inmediato al mercado de Ayacucho. Pero algunos ya no pudieron ni recogerlo, porque el río los arrasó completamente. Los pobladores también aprovecharon y recolectaron las truchas para llevar a sus casas”, manifestó, Ataucusi Quispe.

En ese sentido, en su calidad de miembro de una de las asociaciones de criadores de trucha, hizo el pedido a las autoridades del sector para hacer las evaluaciones con la finalidad de brindar el apoyo correspondiente.

“Nuestra producción de truchas, en las 07 piscigranjas, estaba estimada en 80 toneladas, lo que equivale a un millón de soles aproximadamente; sin embargo perdido todo, tanto las piscigranjas como las truchas. No tenemos cómo pagar la deuda”, señaló Teófilo Ataucusi Quispe.

Fuente: Diario La Voz