Cusco, Perú (Andina).-  Un lote de 25,000 ovas embrionadas de trucha, procedente de Estados Unidos, adquirió el municipio de Machu Picchu Pueblo para implementar sala de incubación artesanal que se ubicará en la comunidad de Huayllabamba, con el fin de abastecer con alevinos a beneficiarios de un novedoso proyecto.

Según informó la Subgerencia de Turismo y Desarrollo Económico del distrito, el proyecto denominado “Fortalecimiento en la producción y comercialización de truchas” beneficiara a las comunidades de Pampacahua, Ccollpani, Ahobamba y Huayllabamba.

Para el efecto se cuenta con un presupuesto de un millón 226,884 nuevos soles, con recursos directamente recaudados y beneficiará a unos 400 productores individuales de diferentes comunidades campesinas.

El residente del proyecto, Julio Iglesias Monzón, informó que a estas personas se les brinda asistencia técnica y capacitación permanente en temas de reincubación de ovas, traslado de alevinos, actividades de instalación y manejo técnico productivos en campo y valor agregado.

Desde el inicio de operaciones de este proyecto, anualmente se producen tres a cuatro campañas y por cada una de ellas se comercializa unas tres toneladas de peces; convirtiéndose esta actividad como negocio seguro y rentable para los pobladores, además de mejorar su alimentación.

Parte de la producción de truchas son utilizados en festivales gastronómicos que organiza el municipio local, como el recientemente realizado con ocasión del aniversario del distrito y pronto se comercializará a escalas mayores, afirmó el residente del proyecto.