Kochi, India.- Preocupados por la creciente incidencia en la adulteración de pescado, el Central Institute of Fisheries Technology (CIFT) con sede en Kochi, está desarrollando un kit de pruebas para evaluar la calidad del pescado en el mercado.

Una vez que el kit sea lanzado, los consumidores serán capaces de determinar el nivel de químicos tóxicos como el amoníaco y formalina en el pescado que se comercializa en el mercado.

El CIFT, el único instituto tecnológico en el país en el sector pesquero, trabaja en un amplio espectro de actividades que incluyen las operaciones de cosecha y post-cosecha. El científico principal de CIFT-Kochi, Satyen Kumar Panda dijo al medio New Indian Express, que el desarrollo del kit de pruebas fue progresivo. El kit podrá ser usado en los hogares para detectar la presencia de químicos peligrosos en el pescado.

Recientemente, un embarque de pargos rojos, transportados a Mangaluru desde Kochi ha causado el envenenamiento de 150 personas que los consumieron.

La investigación inicial mostró que el pescado fue parte de un embarque que llegó a Kochi desde Sudáfrica por el mar. Según los científicos de CIFT, el envenenamiento fue causado por proliferaciones algales peligrosas (HAB).

Mientras, que el gobierno dio luz verde a la prueba de calidad del pescado importado en los laboratorios acreditados. En el ámbito local, se carecen de pruebas que permitan al consumidor conocer la calidad del pescado.